Buscar en el blog

Dijo un tal Jesús de Nazaret...“Quien se ensalza, será humillado, quien se humilla, será ensalzado…” (Mt 23,12)

viernes, 29 de agosto de 2014

CUANDO MONTSERRAT PASA POR MOLVIEDRO...

La hora nona ya pasó, el velo del templo lleva ya más que rasgado, pero en el antiguo Compás de la Laguna suenan tres toques de campana que saben a difuntos, a muerte. Los tiquismiquis de las denominaciones se preguntarán si el título de campanas también debería incluirse en aquello de banda de cornetas y tambores… Triana saca su lado serio, del compás al escalofrío. “Vía Crucis de la Salud” se eleva a la noche del día más triste del año, ese que dicen se viste con ropón de pertiguero de cofradía de negro ruan. El odio y la bondad débil dada al arrepentimiento, los dos en dos cruces que no son de “T” pero no son como la de que los preside, la fuente suprema del amor en el universo. Gestas gira la mirada, todo está acabado, sus males y penas se irán como el aire de la asfixia de la crucifixión, no quiere oír al cobarde de su compañero, donde quizás se cruza la mirada con esa bella María, la que era de Magdala… quizás en su vida de errores fue uno de sus clientes, si es que ella definitivamente fue lo que nos contaron. Se extraña de porque tanta lagrima por ese pobre loco que hasta en la cruz a removido la conciencia del que cometía fechorías junto a él…
¿Cómo estando muriendo, destrozado puede prometerle paraísos eternos? Dimas recibe la calma y el aliento de la esperanza de aquel que llaman Conversión y nació de manos de un cordobés tocado por la gracia. Antaño, por allí, en ese calvario pasado de hora, nadie acudía a la Conversión del buen ladrón y la ignorancia del mundo personificada en el mal ladrón. Tres cruces atraviesan la vieja Híspalis en busca de un nuevo adiós, pero en este rincón donde Dios es despojado todos los días del año, la masa crece y crece con los años. Muchos dicen que esperan a su Madre, Moreneta de Sevilla aunque su piel es blanca y solo las pátinas tuestan a la Madre de Dios en la madera. Muchos “noveleros” en busca del rito que en apenas unos años se ha hecho tradición inamovible. ¡Pero cómo traspasa Dios Molviedro! con campanas tubulares haciendo de muñidor que llama al silencio, en el día que se viste también de servidor de librea clásico, que Dios no ha muerto pero si va proclamando que la muerte no es el fin, que quién cree en Él, aunque muera se verá en el paraíso como le ocurrió a Dimas, abrazado a esa cruz en “T” que lo identifica. Sublime la estampa, evocador el momento, rincón y luz perfecta, el aroma también - os lo aseguro-, arte y Dios sobre un paso, siglo XVII envejeciendo el XXI, Triana llorando por las cornetas que fueron blancas y ahora vuelven al señorío de una corbata… Sevilla lo levantó hasta tres veces en la madrugá pero entre tres campanas lo ve morir…

martes, 26 de agosto de 2014

LA EXPIRACIÓN CERÁMICA...

Seguramente sería hace veinte años, porque en 1994 fue cuando comencé a embelesarme con esta pasión que es conocer el universo cofradiero, siendo la línea de salida aquellas cintas del Correo de Andalucía, donde paradójicamente se mostraban en cada entrega la salida de dos hermandades hispalenses encuadradas en aquellos primeros años de la última década del pasado siglo. Fue un torrente de nuevos conceptos los que entraron por mis pupilas, y la verdad eran vicisitudes que me embriagaban y me hacían comenzar a sentir que en esto de la religiosidad popular, la capital hispalense es punto y aparte y que ¿por qué no seguir sus postulados? Sería con Jesús Despojado o quizás con La Candelaria, pero lo cierto es que en aquellas imágenes aparecían unos detalles que la verdad me apasionaron, algo que ya me hacia comenzar a soñar con verlo en las fachadas de las capillas y templos de las cofradías de mi pueblo… no podría ser otra cosa que los mosaicos de azulejería religiosa, que por este matiz se les conoce como retablos cerámicos.
Una pintura, algunas más fehacientes a la imagen real otras menos, mostraban en la puerta de los templos sevillanos las imágenes titulares de las cofradías que allí residían. Es Sevilla, y sobre todo desde Triana, una enamorada de la decoración con este genial arte del mundo de la cerámica. Una ciudad de tanta raigambre religiosa también tenía que verse afectada por este arte para con las cosas de Dios, donde desde la noche de los tiempos ha decorado el callejero de la vieja Híspalis con azulejos donde se mostraban idealizaciones de las figuras divinas para seguir catequizando al pueblo cuando los templos se encontrasen cerrados. En 2012 se conmemoraba el centenario del primero dedicado a una imagen titular de la ciudad y casi seguro del mundo, donde gracias a la invención de la fotografía, los ceramistas ya podían realizar sus obras lo más fehacientemente a la imagen real, no podría ser otra, el Señor de Sevilla, en la fachada de su entonces templo, San Lorenzo, el Gran Poder habría una veda que seguirían hasta la saciedad el resto de cofradías de la ciudad y por ende, por ser Sevilla el modelo más imitado, al resto de Andalucía y fuera de ella… por ejemplo, cierto día caminando por Ciudad Real me pude encontrar un azulejo dedicado al Prendimiento de ciudad manchega.

viernes, 22 de agosto de 2014

EL SUEÑO PARA EL VALLE DE JOSÉ DE LA VEGA.

Si no fuera por las horas que se avecinan, con todos los respetos, cuando según Sevilla Dios y su Santísima Madre vuelven a bajar a la tierra para pasearse por la mitológica urbe hispalense, si el Jueves Santo de Sevilla, quizá, se desarrollase en otra jornada estaríamos hablado de uno de los días más exquisitos y esperados del año cofradiero. Hermandades de infarto, en todo lo que puede componer este fenómeno de las cofradías, donde incluso podríamos destacar a una…

jueves, 21 de agosto de 2014

TRIUNFO, LA "JARDINERA" DE GRANADA...

En pocos menos de un mes los amantes de la sevillanas maneras podrán disfrutar (D.M) de la presencia blanca, goticista, del compás elegante y la belleza de la Virgen de la Paz del barrio del Porvenir en salida extraordinaria. Un paso palio único en lo estético y en su movimiento en la ciudad de Sevilla, ganando muchos adeptos en los últimos tiempos por esto último. Orfebrería neogótica cubre junto a un palio de malla bordado completamente en plata la que su legendario capataz llamó, con todo el pellizco del mundo, “La Jardinera del Porvenir”, seguramente por ese paisaje tan vegetal del barrio, acrecentado obviamente por el Parque de María Luisa por donde atraviesa la cofradía cada Domingo de Ramos.
Pero en esta ocasión me gustaría detenerme en la que yo tildaría como titula esta entrada, “la Jardinera de Granada”, porque la ciudad de la Alhambra vuelve a estas páginas para mostrar sus más significativos encantos según mis pareceres. Los años ochenta del aun fresco siglo XX  deberían ser considerados como los de la definitiva reconquista para la cristiandad de Granada, y sobre todo de su popular barrio del Zaidín, porque en esa época la Semana Santa de la ciudad, y por ende la religiosidad popular, sin discusión, por la influencia de las maneras sevillanas, del ímpetu de los que quisieron trabajar su ciudad como en la capital de Andalucía, tomó un rumbo hacia un esplendor del que gozan hoy y que seguramente, en pocos años estará aun a mucha más altura. Los Carvajal y compañía trajeron las bases, de una estética y como había que completar esa estética con el movimiento perfecto.

lunes, 18 de agosto de 2014

DE LAS TINIEBLAS A LA LUZ...


Hay dos cofradías en la ciudad de la luz y las tinieblas, dos estados que paradójicamente te llevan a la gloria que te trae eso mismo, la luz y las tinieblas. Aunque es al revés, cuando por el centro de la vieja Isbiliya el rigor, el silencio, casi lo fantasmagórico te trae con paso solemne, porque en Sevilla, hasta el crucificado camina, la tragedia que en sí la Semana Santa debería mostrar, eso dicen los más puristas de misa diaria, de ejercicio espiritual y los que censuran la estela de luz que camina tras Ellos.
El lunes sagrado da sus últimos coletazos, mientras en los puntos cardinales de la ciudad se respira todo tipo, de los tipos de modos en que se vive allí la Pasión, Muerte y Resurrección de ese hombre Dios que para no ser sevillano, pareciese que es el sevillano más inmortal… nadie tiene más presencia que la figura de Jesús en la ciudad. Se apagan las luces de Alfonso XII, en esa calleja siempre tan llena de vida, de todo tipo de vida, donde se mezcla lo abstracto con lo rancio, según se mire las cosas de Dios. Al fondo un calvario viene errante, pareciese como cuatro zarzas en llamas subiendo hacia la oscura noche. Viene Él retorcido, serpenteante en la cruz, sobre un alto canasto dorado escoltado por cuatro de sus elegidos que le dan más valor al entorno, porque en sí, esas esculturas son dignas de museo… de bellas artes.
Manierismo policromado con falso barroquismo del siglo de los románticos, sobre cruz arbórea, como gusta al sevillano, tan sagrada esta forma como el vestido de flamenca para la mujer en feria. Arte excelso, de alguien que dicen, tiró los moldes al rio para que no hubiese Expiración igual en la faz de la tierra. Agonía suprema, creo que este Cristo, el de la Expiración del Museo, es el Dios que muere más tormentosamente, quizás en toda Andalucía. Arte sobre arte, del suave compás de sus artistas de la arpillera, cortando la sobriedad, atravesando el silencio, enmudeciendo a la muchedumbre que se comporta como manda el canon ante una hermandad de ¿silencio?

domingo, 17 de agosto de 2014

... Y LA CENA ANDUVO COMO TENIA QUE ANDAR.

Dejándome caer hoy por el costero de Almería, pero solo para fijarlo, quizás para marcar la revirá… hablar siempre de la Semana Santa almeriense o más bien pensar en ella me lleva hasta su calle Ricardos, su iglesia de San Pedro, su apagada mansedumbre en la noche donde una capilla parecía un lujoso restaurante celestial y los comensales pegan el pellizco de la gracia, a aquel aire entrecortado esperando el inicio de la gloria, para ellos, hermandad de la Cena y una nueva gloria que se habría para los sentidos para este simplemente capillita.
La última vez que hablé en estas páginas de la Cena de Almería, aquella mole de arte que atraviesa cada Domingo de Ramos el centro de la ciudad mediterránea era para exaltar los diferentes conjuntos sobre este pasaje evangélico, el que abre la pasión del Nazareno y cuando me detenía en sus características, uno de sus “legionarios” me advertía de que aun un sueño seguía vigente. Les hablaba como andaba su cuadrilla, grupo humano con mayúsculas de la Semana de Dios en Almería, una de las cuadrillas andaluzas que más ha trabajado en los últimos diez años para conseguir solo un objetivo, ser una gran cuadrilla de costaleros para pasear al portento devocional y artístico que creara un entonces desconocido Navarro Arteaga. Cuanto buen gusto y buen hacer en esta cofradía, cuanta sabiduría y cuanta clase debajo año tras año, siempre creciendo. Un ejemplo de ese regustazo es esa vestimenta del Señor, como también revisten al Dios de San Pedro como el Greco vistió su nazareno, como la liturgia aconsejaba, túnica roja y manto hebreo azul…

miércoles, 13 de agosto de 2014

MI PIEDAD SERVITA DE SAN MARCOS...

No sería hasta que a la Banda Municipal de Sevilla se le ocurriese incluir en unos de sus trabajos discográficos dos marchas muy especiales cuando el autor de ambas comenzaría a tomarse en serio, que digo en serio, a tomarlo como un genio desaprovechado durante su vida y que por este motivo, no sería hasta sus últimos años cuando las cofradías vieron un gran aliciente en encargarle marchas al cordobés José de la Vega... Aunque lo cierto es que escuchando todo lo que escribió para seguir el compás de un paso de palio y de Cristo también, me tengo que quedar como sus dos obras más cargadas del pellizco de la genialidad para el procesionismo con su “Valle de Sevilla”, muchos años tachada incompresiblemente de la lista del Jueves Santo y la que hizo para un paso de cristo muy especial… “Servitas de San Marcos”.




domingo, 10 de agosto de 2014

BENDITA NIEVE DE AGOSTO EN SEVILLA...

Como el devenir del blog no me lo ha permitido desde junio que mejor que volver a mostrar las glorias de Sevilla en estas páginas, esa más humildes corporaciones que a veces parecen estar colocadas en un segundo plano, cuando en realidad no saben que como las penitenciales, su tiempo es igual de admirado e imitado, motivo de inspiración, en el resto de Andalucía y fuera de la misma que como código, ocurre con las hermandades de Semana Santa. Ahora en agosto, el tiempo letifico solo se resume en la salida de la patrona de la archidiócesis, la fernandina Virgen de los Reyes el próximo día 15, en lo que se refiere al culto público, las procesiones tras los “Carmenes” se tomaron unas “vacaciones” hasta la vuelta a la vorágine procesionista de septiembre, octubre y el ocaso en noviembre y diciembre.
Pero hoy nos quedaremos con una hermandad, que aunque tiene estipulada su salida procesional en octubre, tiene sus festividad en estos días, más en concreto el día 5 de agosto festividad de la advocación protagonista en esta entrada, la Virgen de las Nieves. Y es que ya sabemos de las características especiales de las hermandades de gloria en Sevilla, de optar la gran mayoría por escoger días diferentes a su onomástica para su salida procesional anual por diferentes cuestiones, como que siempre un fin de semana va acaparar más expectación o en este caso, que quizás sacar un paso en pleno agosto, aunque sea a última hora se puede considerar en la capital hispalense un auténtico martirio, además de la dispersión a las playas, sobre todo onubenses de los sevillanos, siendo curiosidad muy patente de la sevillania la costumbre de muchos, el volver el día quince solo para rendir pleitesía a la patrona y volver al disfrute estival.

miércoles, 6 de agosto de 2014

YO ABAJO, TÚ A MI LADO Y DIOS ARRIBA... POR AMOR.

Venía la tarde radiante y gloriosa, llena de pasión, llena de sueños, satisfactoria, con la adrenalina subida, quizás con algún detalle del que ahora me arrepiento pero también de muchos que me hicieron sentirme tocado por la gracia, sobre todo por la gracia que quizás Dios les insufló a los que les tocó mis palabras. Venía la tarde y llegó la noche, donde bajo la ciega galera de la gloria se paseó un Dios Soberano por una ciudad que no era la mía, a fin de cuentas; el mismo panorama que unos cuantos años ya a la espalda, por donde he perdido tantas cosas y el buche aun lo mantengo… no era la mía, pero nunca me ha importado, quizás tomarle demasiado cariño nadie me lo ha perdonado, ni allí ni aquí… al final soy un cofrade sin identidad, un vuerca pasos de Dios, que es lo único que ha día de hoy he llegado a la conclusión que me importa. ¡Que me importa el mundo que me rodea, si viene Dios y lo atraviesa!

martes, 5 de agosto de 2014

¿ZOCUECA, NIEVES O ECCE HOMO?

Cuando esta tarde, si la Virgen de Zocueca lo ve conveniente, se eche un año más a la calle como cada 5 de agosto desde el siglo XVII, todos volveremos  a deleitarnos con la belleza, revestida un año más de blanco de la Reina del Rumblar y todo el ornato que el pueblo de Bailén ha conformado a su alrededor, entre ellos que duda cabe, su banda sonora más archiconocida… un año más la ciudad cantará ese estribillo, que es lo que más bien se saben todos que le canta “Virgen Santa de Zocueca, nuestra patrona serás, en Bailén…” una letra con su música indisoluble del sentir más bailenés de la ciudad… hasta para aquellos jóvenes que la utilizan para exaltar sus borracheras, no sé si tristemente para ofender, o porque en sí está tan grabada en la esencia del pueblo, que surge casi como su propio himno.
Pero Bailén tiene ya un himno, escrito hace más de cien años por Ramón Zagalaz, el mismo autor del himno de la Patrona de Bailén, al que la tradición siempre ha otorgado la letra a José María Marín Acuña, un nombre esencial para la historia de la Virgen de Zocueca y su idiosincrasia. Aunque recientes estudios demuestran que posiblemente la letra no fuera del mítico párroco del santuario del Rumblar, cruelmente asesinado en los tiempos en que su dulce Señora sirvió de leña para el guiso de una paella. Incluso sorprendentes descubrimientos nos hacen tambalear la originalidad de tan calado himno para el orgullo bailenense. El mismo día 20 de julio, tras contemplar la salida de la Virgen por las fiestas de la Batalla de Bailén, caminando con una amiga natural de Arcos de la Frontera (Cádiz) que se encontraba en nuestro pueblo junto a su novio, amigo mío de Bailén, pudimos cerciorar la sorpresa que hace unos meses nos llevamos nuevamente en el Seminario Instituto de Estudios Bailenenses… el himno es prácticamente el mismo que el de la patrona de su pueblo, la que hoy también celebra su festividad, la Virgen de las Nieves.
Tal circunstancia ya no las dejó entrever un histórico de la investigación y las cosas de Bailén, Antonio Morillas, en una de sus tantas colaboraciones históricas con el programa de fiestas hasta que Francisco Antonio Linares Lucena, ejemplo de continuidad de estos nunca pagados menesteres, nos lo mostró con el poder de la modernidad, a través de videos  en youtube de los cultos a aquella imagen gaditana, donde la música y prácticamente la letra coincidían en todo, las palabras justas eran las que variaban, no quedando ahí la cosa, ya que en la cercana ciudad de El Carpio (Córdoba) la música se repite y prácticamente el estribillo en honor a un devotísimo Ecce Homo de esta localidad cordobesa.

domingo, 3 de agosto de 2014

LAS CIGARRERAS CAMINAN POR SANLÚCAR DE BARRAMEDA...

Una de las especiales singularidades que le aporta su mayor grandeza a las cofradías sevillanas es la apuesta por mantener sus antiguos patrimonios materiales, piezas en muchos casos de una inigualable calidad que por estar encuadrados en el arte y modas en que se realizaron, nos han legado esa definición que tanto enmarca a la Semana Santa… lo “clásico”. Muchas son las hermandades que siguen apostando por el patrimonio adquirido en tiempos remotos para seguir mostrando la esencia o estilo de su hermandad, como podrían ser los misterios de la Exaltación o el de la Carretería. Pero lo cierto es que en muchos casos, grandes joyas del pasado se desecharon simplemente porque fueron arrastradas por las nuevas modas de cada tiempo, acciones también impulsadas por las carentes técnicas de restauración con las que se cuentan hoy en día, lo que determinaba que lo deteriorado debía de ser cambiado. Multitud de hermandades son hoy  lo que en otros tiempos no lo fueron. Si resucitaran muchos cofrades de todos los tiempos ciertamente no reconocerían a sus hermandades de hoy en día.

viernes, 1 de agosto de 2014

UN SINGULAR NAZARENO... DE PACO MALO.

Una vez más navegando por la red descubro cosas nuevas, nuevas porque a mí me lo parecen y como así lo siento, llegan al punto de querer compartirlas en esta bitácora del capillismo. La mejor herramienta hoy en día para ello, para llegar a estos casos, quizás por casualidad o porque así lo quieren allí arriba, es Facebook. Antaño eran otras herramientas que la verdad veía menos fructuosas a la hora de conocer algo simplemente por casualidad, había que indagar más. Tanto se comparte, tanto se enlaza en el “cara libro” que sin darnos cuenta hacemos del mundo más recóndito, la primera plana de todo lo noticiable. Así fue, una simple fotografía de un paso, sencillo –aunque con unos bellos candelabros de guardabrisas-, como en una primera fase de ebanistería, portado a costaleros… llamó mi atención todo cuando veía que esos costaleros sacaban una cofradía en un pueblo pequeño del Jaén interior, del humilde y pequeño mundo jiennense, él alejado de las grandes urbes humanas, como es la capital, Linares, Úbeda, Andújar, etc…
Quien me conozca y quien me siga casi desde el principio, sabe que esta circunstancia es digna siempre de mi interés, quizás por viejos anhelos de querer mostrar a aquellos que piensan que hay sueños irrealizables, de que sí se pueden hacer realidad. Una cuadrilla de costaleros, de sevillanas maneras –en sí las únicas formas originales de tipos cargando con arpillera un paso- en un pueblo que no alcanza los cinco mil habitantes, Valdepeñas de Jaén. Una población de la que prácticamente conocía hablando cofradieramente por algunos ejemplos de imaginería que llegaron al pueblo desde la capital procedentes de algunas hermandades de Jaén en la posguerra, sobre todo por un nimio estudio que realicé por el autor de algunas de las mismas, artífice a su vez de los romanos de la cofradía del Prendimiento de Linares, en la cual, en su boletín fue publicado.
Ciertamente no conozco muy bien todo el engranaje que ha supuesto que costales también lleguen a este pueblo jiennense, ni siquiera he encontrado videos de cómo puede trabajar y a qué nivel de técnica pueden estar formando esa cuadrilla, si me parece que esta pasada Semana Santa pasearon por primera vez a las devociones del pueblo a través de la carga ancestral de la vieja Híspalis. Fue simplemente por fotografías, incluso parece una cuadrilla mixta, quien será el que los guía o la asesora, o si los mismos vienen de los puntos cardinales que se erigen hoy en día en la provincia en referencia al costal… la verdad no lo sé. Poco se más, tampoco es el objetivo principal de esta entrada, pero evidentemente me sirve de guía e introducción para lo que verdaderamente me llamá más poderosamente la atención.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...