Buscar en el blog

Dijo un tal Jesús de Nazaret...“Quien se ensalza, será humillado, quien se humilla, será ensalzado…” (Mt 23,12)

viernes, 29 de noviembre de 2013

SEVILLA EN LA MEMORIA EN UN NUEVO LIBRO.

Recientemente ha salido al mercado una nueva publicación escrita en torno a los aspectos que conforman la Semana Santa de Sevilla. Un libro que nos vuelve a hablar de la historia y como fue la Semana Santa más mediática del mundo, en un periodo transcendental para conocer la actual suntuosidad de las cofradías hispalenses. El siglo XIX, es el protagonista en esta ocasión en este estudio, que más bien viene a resumir cientos y cientos de estudios sobre este siglo desperdigados en diversas publicaciones de temática cofradiera, la verdad no me estoy encontrado mucho más nuevo que yo no haya leído ya, pero que obviamente se lo recomiendo a todo aquel que quiera conocer los avatares cofradieros de este siglo más cómodamente en una sola obra, que por un lado fue duro y desgraciado con las cofradías hispalenses y por otro le dio el impulso definitivo a unas instituciones de fieles como para convertir la Semana Santa en la celebración más grande y admirada de los sevillanos tanto en su idiosincrasia como fuera de ella, ya que podríamos decir que fue cuando a la Semana Santa se le dio también un impulso turístico y por consiguiente, y espero que no se confunda nadie, de espectáculo, algo que atrajo al turismo y con él, al dinero, y con ello el principio de un pensamiento para equiparar todas las cofradías a grandes patrimonios artísticos en lo que se refiere a sus pasos y bordados que realzarían perfectamente las grandes obras de imaginería que el pasado, y sobre todo el barroco, legó a la ciudad.

El libro, titulado “La Semana Santa de Sevilla en el siglo XIX” es obra del abogado sevillano Rafael Jiménez Sampedro, que para los amantes de la lectura cofradiera como es mi caso, nos suena más por ser el director de la revista que edita cada mes el Consejo de Hermandades y Cofradías de la ciudad de Sevilla, “El Boletín de las Cofradías de Sevilla”, del que este que les habla es suscriptor desde hace unos años. El mismo se le puede considerar uno de los grandes investigadores de los últimos tiempos en Sevilla, aunque no sea historiador y sea respetado por los mismos, incluso de la lectura de sus trabajos este que les habla cree que ha aprendido muchísimo. El libro ha sido editado por una editorial que últimamente está apostando fuerte por libros de temática cofradiera, y muy buenos por cierto, “Abec editores”.
Aunque como ya podrán estar imaginándose no soy yo de venir dando demasiada publicidad a nada, el objetivo de esta entrada es el de volver a mostrar… dejémoslo en una nueva satisfacción. Lo lógico, es que en este libro se insertaran fotografías fechadas en el siglo de los románticos por antonomasia, porque además la fotografía ya existía para ello, como ejemplo nos lega en el mismo trabajo, la que se puede considerar la fotografía más antigua de un paso sevillano en la calle, siendo el protagonista Ntro. Padre Jesús del Gran Poder, tal como se consideró en las prestigiosas páginas que el mismo escritor del libro dirige en el Boletín de la Cofradías, que como anécdota, en su día escaneé para pasársela a un amigo que necesitaba una fotografía en concreto que nos mostrara la vida social en España en el siglo XIX para un master que está desarrollando, porque las costumbres y fiestas estaban incluidas… mi amigo pues se puede decir que se coronó con el documento, pero yo le indiqué todos los datos de donde estaba sacada la foto, publicación, posible dueño e incluso el nombre de quien escribió el artículo en el Boletín de las Cofradías de Sevilla así como el número, mes y año de publicación.
Con esto, pues me alegro de hojear el libro, vamos ya está casi leído, y me encuentro una fotografía que lo puedo decir bien claro, me pertenece. Como ya se podrán imaginar volvemos a aquella serie que algunos les aburrió y a otros les encandiló que titule “Sevilla en la Memoria” donde lance a través de la red la publicación por primera vez de unas fotografías inéditas de la Semana Santa hispalense en pasadas décadas. Ciertamente como son mías y las publiqué para que el mundo las disfrutara, como así me consta, pues me enorgullece que poco a poco, sentir que estoy dejando mi granito de arena en este grandioso mundo de la Semana Santa. La foto en concreto se publicó el día 16 de abril de 2011, en una entrada dedicada a la hermandad del Amor, siendo cogida la fotografía perteneciente al paso de la Entrada en Jerusalén, “La Borriquita”, donde nos muestra al Dios de los niños sobre su actual paso en el interior del Salvador o la Catedral, la verdad no puedo asegurarlo, pero dentro de un templo seguro. Incluso nos muestra la antigua disposición del misterio que el próximo Domingo de Ramos, (D.M) la hermandad pretende recuperar. Quizás por que las imágenes o el paso presentara una imagen más similar a la del siglo anterior ha sido la elegida para figurar en este libro dedicado al siglo de los cardos y las hojas de acanto, pero lo cierto es que fotografías mucho más afines a aquella antigua estética existen y muy conocidas por la gran mayoría. No sé, se habrá querido aportar material de nuevo descubrimiento para darle quizás más valor a la obra, pero como digo para mí es un honor, aunque no se diga en ningún sitio –y eso que la publicación trae notas a pie de página y bibliografía por un tubo- quien tuvo la molestia de darlas a conocer al universo cofradiero y en qué lugar. Aunque no dudo, que la fotografía se encontrase en redes sociales o foros, porque yo mismo mes las encuentro, en algunos casos nombrando procedencia y en otros no, pero no pasa nada, yo mismo soy en muchas ocasiones lo suficientemente vago como para no hacerlo. He aquí nuevamente mi lamento de que tenía que haberlas mostrado con una marca de agua.

Pero si se cogió de aquí, porque no hay duda que es la misma fotografía –observar el escaneado de las grapas de los picos de la fotografía- se hubiesen llevado una copia de muchísima más calidad y tamaño, que por esto mismo tuve que colgar copias más reducidas en tamaño y calidad, como así obré con las hermandades de la Lanzada y la Exaltación cuando gustosamente me las pidieron para publicarlas en sus respectivos boletines. Pues con todo eso, porque uno no hace las cosas para que lo alaben ni lo suban a los altares, pero tal como aprendo de ellos mismos, hay que darle al césar lo que es del césar y que quede constancia que mi pequeñito grano de arena es este nuestro maravilloso mundo de la religiosidad popular ha quedado impregnado en una publicación que seguirá formando a las generaciones venideras.

*Entra en la página de Facebook o Twitter del Simplemente Capillita y podrás ser avisado de nuevas actualizaciones e incluso vivir más experiencias y anécdotas del mundo de la Semana Santa que no se refleja en el blog.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...