Buscar en el blog

Dijo un tal Jesús de Nazaret...“Quien se ensalza, será humillado, quien se humilla, será ensalzado…” (Mt 23,12)

martes, 24 de julio de 2012

LA COFRADÍA DE SANTIAGO APÓSTOL EN BAILÉN.

Es el día 25 de julio, según el actual calendario, es decir sin cambios que sepa este que suscribe la festividad del que es patrón de España, Santiago Apóstol, aquel que trajo la palabra de su maestro a la península ibérica, a lo que es hoy España y Portugal y que como muchos sabrán duerme el sueño de los justos en la universal catedral de la ciudad que le da nombre, Santiago de Compostela. Abre esta entrada una fotografía de la imagen realizada en piedra policromada del siglo XIII vestido como peregrino con una esclavina de plata adornada con gran pedrería que se sitúa dentro del camarín de la Capilla Mayor, erigida sobre la tumba del hijo de Zebedeo.
Y le dedicaré esta entrada a uno de los doce, porque la historia nos habla de una cofradía en su honor en mi pueblo, en Bailén. Una vez tengo que dar las gracias y el mayor de los aplausos a la desinteresada labor de los amigos Miguel Ángel Perea y Juan José Villar por aportarme todos estos datos, seguramente y bajo mi apreciación, las mejores investigaciones desde el punto científico realizadas sobre la piedad popular bailenense… ¡el pueblo necesita un libro ya!
Pero lo cierto es que hasta la fecha han encontrado muy poco sobre aquella cofradía, como seria, en que constarían, que cultos o si tendría alguna imagen titular. Seria una cofradía lógicamente de gloria, por lo que seria mucho más antigua que las cofradías de penitencia. El origen de estas cofradías en España era bajomedieval, fundadas para “gloria y honra del Apóstol Santiago, patrón de todas las Españas”. En muchas ciudades castellanas y andaluzas las cofradías de Santiago solían ser de “caballeros hijosdalgo”, esto es, restringida a los nobles y caballeros de la villa, dedicadas tanto al culto y piedad como al ejercicio de las armas, la caballería y la milicia. Celebraría solemne fiesta mayor del Santo Apóstol cada 25 de julio, seguida de un espléndido banquete posterior, habitual en los siglos medievales, ocasión de diversión y gastos excesivos, así como de caballerescos juegos de cañas y lanzas que se extenderían hasta los días siguientes de Santa Ana y Santa María Magdalena.
Pero poco o nada como ha quedado claro se sabe de esta antigua hermandad bailenense, a mis buenos amigos seguramente les quepa el honor de haber descubierto que tuvo que existir, cuando encontraron entre legajos antiguos alguna pista de lo que fue su vida. Concretamente en los legajos de otra cofradía, de penitencia en concreto, la de la antigua cofradía de la Soledad, conocida actualmente como la hermandad del Cristo del Buen Morir y Ntra. Sra. de los Dolores… yo lo escribiré como debería ser.
Se conserva este testimonio entre la documentación de bienes y censos de la Cofradía de la Soledad que custodia el Archivo Municipal de Bailén (caja nº 14) donde queda reflejado unas propiedades de la hermandad de Santiago que pasaron a la propiedad de la Soledad a principios del siglo XIX… seguramente esta hermandad desapareciera por aquellas fechas, porque seria raro que no hubiesen llegado testimonios de la misma en torno a los años de la Guerra Civil española. En concreto se trataba de “un pajar y casa de horno en la calle de la Plaza” (actual calle Jaén y Héroes de Bailén), de los “bienes que dejó Diego de Aranda, morisco expedido” – motivado por el decreto real de expulsión de los moriscos del año 1609-; esta propiedad rentaba a la cofradía un total de 572 reales anuales, según consta por unas escrituras de reconocimiento de censo del año 1613... Estas propiedades de la iglesia y por ende de las cofradías sufrirían el duro golpe de las Desamortizaciones de Mendizábal pocas fechas después.
Esto es lo que hay por el momento sobre la existencia de esta cofradía de Santiago Apóstol, la verdad es muy poco pero a su vez demasiado ya que gracias a ello documenta que existió al reflejarse estos bienes con los que contaban y que pasaron a la Soledad. Curiosamente la calle Jaén es donde hoy vive este que les habla, y donde hoy se levanta mi casa, anteriormente se trataba de una panadería, no seria nada extraño que aquella “casa de horno” del morisco Diego de Aranda a la que se refiere el documento fuera la panadería que regentó por ultima vez mi abuela paterna María Dolores Padilla hasta que se construyó mi casa, que a su vez la heredó junto con dos casas más colindantes de un matrimonio adinerado que nunca tuvieron descendencia y que en aquellos tiempos de penalidades tuvieron la dicha de criar a mi abuela como si fuese su misma hija.
Los resultados de aquellas desamortizaciones dieron como para enriquecer mucho más a los ricos, aunque se acometieron con una idea totalmente diferente, en un intento de crear lo que hoy conocemos como “clase media”. Pero la realidad era que solo los adinerados podrían comprar esas propiedades – gracias a esto, la provincia de Jaén cuanta con el extenso y popular paisaje de olivares-, los únicos que verdaderamente seguían teniendo poder monetario para este tipo de compras. No tendría nada de extraño que los antepasados de aquel matrimonio adquiriesen esas casas que en su día pertenecieron a la extinta cofradía de Santiago Apóstol, aquel discípulo que representa la famosa concha de Vieira, que según leí no se donde y no se cuando al parecer trajo el evangelio a la primitiva Baécula, a mostrar a los primeros bailenses cual era el camino de la verdad, la que dejó aquel galileo eterno ante al que los siglos siguen santiguándose… por cierto aquel señor que “adoptó” a mi abuela se llamaba Juan Pedro y siempre fue deseo de la madre de mi padre que uno de sus nietos se llamase como su segundo padre…
Calle Jaén en los años cincuenta de la pasada centuria, al fondo se vislumbra aquella
"casa de horno", la que podría tratarse la casa de esta historia.

2 comentarios:

roneando dijo...

realmente expectacular tu blog, hace casi un año que sigo este fabuloso espacio y realmente me sorprende tu gran cultura cofrade, que sigas muxos años mas escribiendo sobre cofradias e ilustrandonos de esta manera, un saludo

JUAN PEDRO dijo...

Muchas gracias por tus palabras, vuestro reconocimiento es el motor para seguir echándole horas a esto.

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...