Buscar en el blog

Dijo un tal Jesús de Nazaret...“Quien se ensalza, será humillado, quien se humilla, será ensalzado…” (Mt 23,12)

domingo, 17 de junio de 2012

"PITOS" PARA JESÚS EL NAZARENO...

Ahí ven la esencia pura del que nace con el pellizco en el alma, ese pellizco que mueve la Semana Santa normalmente desde la cuna. Ese joven niño revestido con el uniforme de la banda de la O.J.E de Linares haciendo sonar un cornetín se trata de nada más y nada menos que de mi buen amigo Joaquín Gómez García. Todas las fotografías de esta entrada nos enseñan su vida unida al fenómeno que ha marcado su existencia como es la de ser músico. Pero un músico muy especial, solo comprendido en esta tierra llamada Andalucía… Músico Cofrade. Desde niño integrado en las bandas de su tierra, la vieja Cástulo, habiendo vivido toda la esencia de las últimas décadas de las formaciones musicales que engrandecían las estaciones de penitencia de Linares.
Pero Joaquín tiene una particularidad que pocos de estos especímenes de músicos tienen y es que aunque su lugar en la puesta en escena de la pasión de Cristo es con un instrumento en sus manos, el también es muy capillita –porque como pasa en el mundo de abajo a muchos se les olvida que el protagonista de todo es el que va en lo alto del paso-. El me lo transmitió desde el primer día que lo conocí, a él le debo muchos de los pocos o muchos conocimientos que puedo atesorar hoy día sobre el gran fenómeno español, pero sobre todo andaluz, de sevillana maneras de la Semana Santa y en si de la religiosidad popular… su pasión va mas allá de un banderín, le da igual que un paso lleve a una banda o en silencio o que el mismo sea una gloria, elemento importantísimo para acaparar los conocimientos que siempre a desplegado allá donde a estado dejando su inconfundible sello.





Joven fundador de aquella mítica “banda chica” de la hermandad del Rescate, formación musical que introdujo en Linares y en si en toda la provincia aquella música que ya comenzaba a envenenar a toda Andalucía desde Sevilla. Cuando este que les habla aun no conocía ni “Alma de Dios” el ya estaría interpretándola por las calles de Linares, haciendo que aquella banda fuese el referente de los pocos que ya sentían que la Semana Santa vista desde la óptica sevillana era algo que no era de este mundo…
De aquella banda vendría la hoy afamada Agrupación Musical de Ntro. Padre Jesús de la Pasión en la que también fue miembro activo e importante en sus primeros años… “Al Señor del Rescate” seria su primera marcha grabada para la posteridad y su legado en una banda que lo catapultó a la realización de muchos sueños.


Pero un sueño grande que se gestaba por aquellos años en Linares, era el de unos locos del Prendimiento. La figura de la quizás segunda generación de hermanaos descendientes de la revolución “asevillanizada” comenzaban a dar muestras de cómo soñaban su hermandad… y entre otras cosas era del que el barco del Soberano de Linares anduviese con la trianeras maneras al compás de las bandas de cornetas y tambores herederas de la mítica “Bomberos de Málaga” y “Policía Armada” de Sevilla, de la música que curiosamente creara un paisano suyo, Alberto Escámez.
Pero sin duda, la moda de los ochenta de las agrupaciones y el buen trabajo realizado por aquellos músicos, Joaquín entre ellos hizo que el estilo de Eritaña se convirtiese en una “fiebre” para los capillitas linarenses, haciendo casi imposible la existencia de “los pitos” en Linares. El Prendimiento tenia que requerir los servicios de bandas de fuera para cumplir sus expectativas de cómo querían su cofradía en la calle mientras tenia que torear el deseo de unos músicos por seguir el estilo Eritaña en el seno de la hermandad y no optar por convertirse en cornetas y tambores, siguiendo la esencia de su momento. Pero el Soberano lo querría así para despertar el interés de dos cornetas de la Pasión, Raúl “Vokas” y Manuel Ripoll que habían pasado un año en la bandas de cornetas y tambores de las Penas de Úbeda, para acercarse a la hermandad y proponer la aventura de crear una banda de cornetas y tambores en la misma. Difícil misión, sobre todo por tener muy reciente la desaparición y sus respectivas consecuencias de la agrupación musical. Pero la misma aceptó o más bien hubo dos personas que apostaron por el proyecto, gente que tenia algo en común con Joaquín… sabían sobradamente con quien se puede contar y con quien no. Ahí llegó Joaquín que había dejado Pasión para afrontar el reto de levantar lo que diez años después es el Rosario de Linares. Esta fotografía nos muestra aquellos legendarios días, Joaquín con Kike escoltados por Eugenio López y Andrés Caparros.

Apenas con meses de vida, la banda o Joaquín quiso agradecerles aquella confianza con su primera marcha para la banda… “Y en tu Mirada Gitana” dedicada a estos dos “prendios” de corazón. Caparros siempre confió en el “pelao”, hasta el día de su adiós de la banda, cuando lo llamó como un padre cabreado con su hijo exigiéndole que no podía dejar la banda, aquello Joaquín comenta que no lo podrá olvidar nunca… con el gestó una mistad sincera, porque con el capitán no se podría formar otro tipo de amistad, él iba como su otro Soberano del Tardón, siempre con la verdad por delante, como un izquierdo… creo que nunca hubo ni habrá un hermano mayor y un cofrade como él, en el Prendimiento… solamente Joaquín se acordó de este humilde servidor de ustedes aquella madrugada de julio… creo que sobran las palabras…
Joaquín dejó el Rosario, por motivos que ni se ni me importan, el tiempo valorará si su presencia fue importante o no. De ahí volvió al estilo Eritaña, a la prestigiosa agrupación musical de la Redención de Córdoba –dirigiendo algunos años a la Estrella de Jaén-, dejando una estela y una nueva importante aportación a la Semana Santa de Linares… ya había una banda de cornetas y tambores y a partir de entonces la visión de las mismas comenzaría a cambiar en la ciudad.

Este pasado año volvió al Rosario, pero los momentos difíciles por los que ha pasado han hecho que no pudiese salir en el sitio que el siente la Semana Santa, tras un paso tocando un instrumento. Pero ahora se enfrenta a un nuevo reto, porque la semilla que sembró o que colaboró a sembrar hace una década ve sus frutos y son varias las hermandades de la ciudad que han optado por el estilo de Escámez…
Y la hermandad del Nazareno es una de ellas que tras contar con los servicios del Rosario y otras formaciones de fuera intenta emprender el proyecto de la creación de una banda de esta tipología para que acompañe al Señor de Linares.
Y la misma ha apostado por la figura de Joaquín Gómez para la creación y dirección de la misma si el Nazareno eterno lo ve conveniente. Ya perteneció a la extinta banda chica del Nazareno, de hecho es su hermandad de cuna. La misma parece que romperá el tabú de esta corporación y sus bandas ya que los músicos lucirán un uniforme en lugar de darle a la túnica de nazareno el valor de uniforme, pero con el sueño de que en un futuro esa hipotética banda vistiera de “armaos” dentro de ese proyecto emprendido por la hermandad de recuperar la centuria con la que contó en épocas pasadas… una estampa similar a la que se dibuja en esa misma enigmática noche tras el Señor de la Sentencia de la capital hispalense, por ellos la banda se denominará “Banda de Cornetas y Tambores Centuria Romana de Ntro. Padre Jesús Nazareno de Linares”. Así que le deseo lo mejor a Joaquín que volverá a revivir los momentos de aquel verano de año 2000, que agrande la pasión por los “pitos” en Linares. Para todo aquel que esté interesado puede asistir a la reunión que se celebrará el próximo día 21 de junio, jueves a las 20,30h en la casa hermandad del Nazareno de la ciudad de Linares.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...