Buscar en el blog

Dijo un tal Jesús de Nazaret...“Quien se ensalza, será humillado, quien se humilla, será ensalzado…” (Mt 23,12)

miércoles, 8 de febrero de 2012

YA SE ESPERA A "DIOS POR EL AMOR"...

Esta es la frase más esperada de la Semana Santa de Sevilla, la que los sevillanos y los enamorados de Sevilla estamos ansiosos por escuchar. No es la primera, si contamos con las diversas famosas frases…unas horas antes un ¡Osuna!! Allá por el Porvenir abrá levantado el asombro y la tensión contenida de los primeros privilegiados que quieren empaparse de pasión...
Pero esta frase es la “oficial”, un niño se acerca al palquillo de la Campana y pide la primera venia de la Semana Santa, en ese momento que al inaugurarse el recorrido oficial, pareciese que da comienzo la Semana de Dios según la urbe hispalense. Un nazarenito, de túnica de cola blanca, con Cruz de Santiago en el pecho abre la Semana Santa de Sevilla, aunque antes altos y negros nazarenos de ruan van marcándole con la sobria cruz el camino al infantil y único cortejo de niños y niñas nazarenos.


Y esta es la característica de un paso del que poco les he hablado, el que en todos sitos dicen que es el más esperado aunque habría que verlo en las encuestas... “El Dios de los niños”, como se le suele llamar, por que toda cofradía que procesiona la entrada triunfal en Jerusalén parece que tiene que ser la de los niños, la de la cantera cofrade. Seguramente la inocencia con un misterio tan dulce, el único alegre o quizás no, si nos refiriésemos a la Pasión y Muerte. La misma si no me equivoco comienza en el Cenáculo, así que cabria la posibilidad de incluir este misterio en el “saco” de los resucitados, es decir en las más que hipotéticas cofradías de gloria. Porque Jesús llegó a Jerusalén e hizo muchas cosas antes de su entrega al tormento de la Redención, que no se han solido representar las cofradías en Andalucía, por que obviamente se conmemora la Pasión, Muerte y Resurrección de Jesucristo.

Pero este paso nació y se implantó como el del inicio jubiloso de la Semana Santa, precisamente en una Semana Santa que no era jubilosa, si no penitente. Por la antigüedad del Señor (finales del XVII o principios del XVIII), se podría considerar de los primeros ejemplos de este escenografía en Andalucía, caso que no debe de extrañarnos por que la Reconquista y el epicentro creador de liturgia desde entonces parte de Sevilla.


Así la solemnísima y regia hermandad del Amor, tiene este matiz alegre en su cofradía. Antaño abría el cortejo cerrando en la noche del Domingo de Ramos los recorridos oficiales. Después se separó el cortejo en 1970, saliendo la Borriquita sobre las tres -en Sevilla las cofradías, como los toros y el futbol, por la tarde- y al recogerse la misma, reconvertirse en el fúnebre caminar de la impresionante cofradía que todos o muchos conocemos, la que no abre ninguna cruz, por que ya abrió el cortejo en la Sagrada Entrada Triunfal de Jesús en Sevilla..

Pero no equivocarse, que aunque el portentoso misterio de la Borriquita y su juvenil cortejo nazareno desprendan alegría, simpatía, la estampa gloriosa de la tarde… la misma sigue siendo una cofradía de las serias aunque parezca de barrio. La anónima talla del Señor casi siempre revestida de ricos bordados, como normalmente siguen conservando y defendiendo las hermandades de rico y antiguo abolengo, casi ídem de lo mismo en el misterio que lo acompaña, un conjunto que igual marcaria estilo fuera de las imaginarias murallas de la vieja ciudad. Apóstoles como San Pedro y Santiago (anónimos) y el "lastruciense" de San Juan, entre hombres judíos y mujeres hebreas de Jerusalén con los típicos niños adorando al que viene en nombre del Señor. Imágenes de la poca producción y poco reconocida, salidas de las gubias de Abascal Fuentes en Sevilla, que conforman el genuino misterio, imitado hasta la saciedad hasta en la simpar palmera donde un pequeñito Zaqueo despunta en la singularidad de este paso.

Como olvidar la primera vez que contemplé el balanceo de la palmera en aquellos videos del correo, en aquel Domingo de Ramos adentrándose en Laraña al compás de “Bendición” o este ultimo por la Cuesta del Bacalao. Aquel sonido de campanitas… sin duda un paso diferente al resto y a la par tan común entre todos, cuando camina en sus sevillanísimas andas, puro ejemplo del patrón establecido allá por San Lorenzo. Quizás de los pasos menos publicitados por los expertos o inexpertos, pero que a mi siempre me han enganchado lo “común” de sus líneas sobredoras que tallase en 1945 Francisco Posadas Benítez para sustituir el anterior de líneas mas sencillas y que la sorna sevillana llamó “la cómoda”.

Y bajo el mismo, siempre abajo… los costaleros, que como digo siguen la línea de la hermandad aunque tras sus pasos, llorones de plumas ondeen al viento, traspasando con rayos musicales de Sol las hojas de la palmera en una de las genuinas estampas y esencias de la Semana Santa sevillana: la Borriquita y la banda del Sol. Andar de frente, decidido e incluso con la elección muchas veces, incluso parecen que alternan por años, la inclusión de la vieja música, madre y maestra de Escámez, Zueco Ramos o Poyuelo. Lo podremos contemplar en los videos, la mezcla de música, pero sobre todo en la televisiva Campana, donde muchos le puede sorprender este tipo de paso  y estilo con tan añejo y sobrio caminar. Y con su paso característico del costero a costero, mas parecido al original de Triana pero emulando mas la elegancia de una cofradía que podríamos comparar con este paso… la Macarena y en concreto, el de su Santísimo Hijo de la Sentencia aunque el costero de aquel sea mas abierto y acompasado y el de la Borriquita mas corto como demuestra cada año en su tradicional salida bajando la “rampla” del Salvador, otro de los emblemas que avisan la llegada de la semana mas grande del año, cuando la joviales facciones de inspiración “ronaldesca” del Dios de clavel rosa, se abren paso sobre los pies o de costero a costero, entre quejios casi marciales de cornetas y tambores por el corto o justamente medido recorrido de la hermandad del Amor, por eso que mejor que ese nazarenito al que esperan altos nazarenos negros para abrir la Semana Santa diciendo que todo lo que va a pasar por ahí durante una semana es por culpa de Dios por el Amor….








1 comentario:

PEPE LASALA dijo...

Me has llenado el corazón de sentimiento cofrade Juan Pedro... todavía más. Y he sentido ese "pellizco" en el estómago con olor a incienso al leer tu entrada. Tan sólo darte las gracias amigo. Un fuerte abrazo desde el blog de la Tertulia Cofrade Cruz Arbórea. http://tertuliacofradecruzarborea.blogspot.com/

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...