Buscar en el blog

Dijo un tal Jesús de Nazaret...“Quien se ensalza, será humillado, quien se humilla, será ensalzado…” (Mt 23,12)

sábado, 25 de febrero de 2012

EL PADRE DEL SOBERANO...

Antes de nada, antes de adentrarme en una nueva entrada tengo que darle el más profundo de los agradecimientos al linarense e investigador Andrés Padilla Cerón por la aportación y documentación que gustosamente me ha ofrecido para realizar esta entrada. En una nueva Cuaresma que emprendemos y como en las ultimas que han vivido este blog, nuevamente o eso espero dedicaré algunas entradas a todo lo concerniente con mi Hermandad del Prendimiento y mas en concreto, en la figura poderosa de Nuestro Señor del Prendimiento, Rey Soberano de todos los que nos perdemos en su infinita mirada gitana…
Y su mirada será algunos de los aspectos que se verán reflejados en esta entrada, que la escribo desde el máximo respeto a la historia y a los profesionales que se dedican a estudiarla. Y uno de ellos es el amigo de esta casa Andrés Padilla –amigo tiene un apellido muy bailenense, como fue D. Felipe de Neve y Padilla, gobernador de “Las Californias” y fundador en el siglo XVIII de la actual ciudad estadounidense de Los Ángeles- el cual además tiene publicados algunos trabajos dedicados a las historia de las hermandades de su tierra como el libro “Linares Nazareno”.

La entrada que realicé hace unos días sobre la hermandad de la Oración en el Huerto de Linares hizo que Andrés entrara en contacto conmigo atraído por las fotos antiguas, sobre todo las de Linares, que he venido publicando en este medio durante estos mas de dos años de vida de Simplemente Capillita.
Al comprobar sus conocimientos sobre la historia de las cofradías linarenses, tuve la curiosidad por pedirle o preguntarle sobre aspectos de la historia de mi hermandad. Y vaya si me los dio… aportándome la que seguramente sea una de las pruebas más refutables sobre un aspecto desconocido en mi hermandad y que a mí siempre me ha despertado gran interés, y no es otro que el nombre de los artistas que realizasen las imágenes de nuestros sagrados titulares.

Ortega Y Sagrista.
Y ciertamente es que me resultaba extraño el origen de las mismas, de una cofradía fundada en los años veinte de la pasada centuria, casi rozando los fatídicos años treinta en la historia de nuestra nación, y no se conocieran aspectos como estos, aunque algunos autores lanzasen nombres en diferentes publicaciones pero sin constatar la fuente documental de donde provenían esos datos, obviamente de la hermandad no porque la misma no los tiene. Uno de ellos fue el articulo que realizó el desaparecido jiennense Rafael Ortega Sagrista (Jaén 1918-1988) sobre la historia de la Semana Santa de Linares “Venerable Antigüedad de las Cofradías Pasionistas de Linares” para una conferencia impartida en la ciudad linarense y que a su vez fue publicado en el Boletín de Estudios Giennenses, en su nº 92  del año del Señor de 1977. En el mismo apuntaba el nombre del valenciano Juan B. Palacios como el autor del primitivo paso de misterio de la Sentencia, estrenado en la Semana Santa de 1928. De la dolorosa y la Magdalena no indicaba nada en el referido estudio. Apuntaba el investigador “jaenero” como fuentes documentales, los archivos de los fondos documentales el Archivo Diocesano de Jaén, a los que este ínfimo servidor se acercó para encontrar la posibilidad de fotografiar ese documento que esclareciera el dato de Ortega y Sagrista y dárselo a conocer a la actual hermandad. Aunque la búsqueda fue en balde, solo pude encontrar los Estatutos fundacionales de la Hermandad de la Sentencia, donde obviamente Sagrista tomo casi todos los datos que reflejó en su articulo-conferencia a excepción del dato de la autoría del misterio y por ende de la actual mascarilla del Soberano, porque hay que recordar que tanto el cuerpo y la actual cabellera tallada es resultado de la restauración ejecutada en 1986 por el sevillano Antonio Garduño Navas, que siguió respetando el semblante del Señor que se viene venerando desde la fundación en la iglesia de Santa María y que gracias a Dios fueron salvados de la quema iconoclasta de 1936 por el primer capellán de la hermandad, D. Antonio Lara Pardo que los escondió, los tres bustos, en el hueco de una escalera y que después tapió.

Así que seguíamos en las mismas, nombres pero sin documentar y sobre todo porque aquellos datos están escritos varias décadas después del posible año en que se ejecutaron, y muchas veces ha ocurrido que se han escrito por la trasmisión oral, que en muchos casos suele o ha estado equivocada.

Pero aquí entra en juego el documento o los documentos que me envió Andrés Padilla Cerón y creo que no es una dato cualquiera. En la fotografía podemos encontrar un ejemplar de la revista “Don Lope de Sosa” que si no me equivoco se encuentra guardada en el Archivo Diocesano. Esta revista fundada en 1913 por el ubetense Don Alfredo Cazabán Laguna (Úbeda 1870- Jaén 1931), escritor y periodista el cual se le considera como el “gran cronista oficial” de la historia del Santo Reino. La revista versaba sobre la historia, costumbres, el arte y las tradiciones de la provincia de Jaén hasta que dejó de publicarse en 1930, un poco antes de su muerte con un total de 216 números publicados constituyendo una base imprescindible para conocer el panorama de la provincia de Jaén en el primer tercio del siglo XX. En este enlace se puede leer todos los números publicados y en este el articulo.

Alfredo Cazabán
Pero nos detendremos en el número 189 correspondiente a septiembre de 1928, en su página 285 donde el mismo director de la revista realiza un curioso articulo dedicado al por entonces nuevo paso de la Semana Santa linarense, el de la Sentencia. El mismo, de corta extensión viene a mostrar su opinión sobre el arte que ya se comenzaba a gestar en las corrientes artísticas de la época, sobre todo en el religioso y procesional siendo su parecer desfavorable. Cabe recordar que en aquellos tiempos el foco artístico del que se nutrió esta provincia fue el levantino, que en muchos casos no alcanzaban la calidad y unción que los míticos maestros de periodos pasados legaron a nuestro país. Pero en este artículo elogia la obra, siendo curiosamente y tal como indica su autor el valenciano Juan B. Palacios. De esta forma, Cazabán nombra al autor de la obra, y de la misma manera lo hizo casi cincuenta años después Ortega y Sagrista en su referido articulo, lo que me hace suponer que esta fue la fuente de Sagrista para su investigación. He encontrado por la red unas referencias a un escultor valenciano nacido en Valencia a finales del siglo XIX llamado Juan Bautista Palacios Chirivella autor de varias esculturas decorativas de la Universidad de Valencia y profesor en la Escuela de Artes y Oficios de Melilla, y a quien ya en la publicación oficial de fiestas de Semana Santa de 1928 de la ciudad del Turia, en la revista Semana Gráfica núm. 91 del 7 de abril de 1928 y en el Diario de Valencia del 1 de abril de 1928, pág. 10 se le señala como tal.

Además en el artículo de Alfredo Cazabán muestra dos buenísimas instantáneas de los bustos de Poncio Pilatos y el centurión romano que en la delantera del paso mostraba al pueblo a Jesús mientras el Prefecto se lavaba las manos. Un conjunto que gracias a Dios conocemos perfectamente gracias a la más que conocida fotografía del conjunto en la antigua capilla de la actual parroquia de San José de Linares. Ciertamente y aventurándome muy atrevidamente al análisis estilístico de las obras, suelo encontrar cierta impronta con la actual imagen del Soberano -mas si observamos fotografías anteriores a la remodelación de Garduño-, como puede ser los labios del centurión, las cejas, las cuencas de los ojos y sobre todo ese tipo de ojos y esa inconfundible mirada, que cautivó en su día a Garduño y siguió respetando en la obra. Todo esto viene a relación de la posible hipótesis de que el Señor fuese una obra anterior al conjunto escultórico de evidentes grafismos levantinos porque cabe recordar que cuando se restauró a la imagen de la Virgen del Rosario, se apuntó la hipótesis de que fuese obra de Juan de Astorga. Una idea para muchos expertos descabellada y que de ser cierta supondría que por lo menos la imagen de nuestra querida dolorosa fuese una obra existente y anterior a la fundación de la cofradía de la Sentencia, germen de nuestra actual hermandad del Prendimiento, caso poco probable.

Aunque con la Virgen, Andrés Padilla también me aporta nuevos datos extraídos de una revista llamada Guión del año 1962 aunque estos si que hay que tomarlos con mucha cautela y personalmente pienso que están equivocados en algunos aspectos. Es un articulo-noticia de la actividad de la hermandad del Prendimiento en 1962, elaborado gracias a la dedicación de su entonces secretario D. Sebastian Molina López donde destaca la toma de posesión como hermano mayor de D. Romualdo Moreno Salido, el proyecto de recomponer el primitivo misterio de la Sentencia que como todos sabemos no se llevó a cabo y algunos aspectos históricos artísticos de los titulares donde se muestra uno de los errores históricos, según mi humildísimo parecer. En el mismo ya se hace alarde de la perdida de memoria histórica de los cofrades en la década de los años sesenta de la pasada centuria sobre los datos de la fundación de la hermandad, teniendo que recurrir al boca a boca de los mas mayores para completar esos datos, con la consabida “lotería” que supone investigar algo jugando con la memoria, mas si es de personas mayores. Así indican que las imágenes se realizaron en los años de la fundación, es decir se descarta por ejemplo a Juan de Astorga –murió en 1849- pero se apunta como autor a un valenciano, pero en este caso Juan Estellés de todas las imágenes. Es decir el dato aportado en la revista “Don Lope de Sosa” en el mismo año de 1928 donde se apunta como autor del misterio a Juan B. Palacios no es refrendado por la memoria de los hermanos, he aquí un error de este articulo según mi parecer. Pero de la dolorosa no apuntó nada Alfredo Cazabán y si es posible que la memoria de los hermanos más antiguos alcanzaran a recordar tan solo el nombre del artista que pudo realizar la imagen de la Virgen y la Magdalena (actual Virgen de Gracia) pero no la del Señor y el misterio. Curiosamente aporta el nombre del cordobés Juan Martínez Cerrillo como el autor de las restauraciones de las imágenes, trabajo que en realidad tan solo realizó con la imagen de la Magdalena para convertirla en la actual Virgen de Gracia mientras la reconstrucción del Señor de la Sentencia (como Prendimiento) y la Virgen del Rosario la realizó como he apuntado en varias ocasiones el jiennense Miguel Jiménez Martos.

Así que esta revista no puede refrendar con exactitud los datos que aportan, aunque puede que exista aun la posibilidad de demostrar que la dolorosa es obra de Estelles, un autor que al parecer también realizó por aquellos años el igualmente destruido, primitivo misterio de la hermandad del Descendimiento. Según me comentó el imaginero linarense José Ángel Palacios, pudo ver con sus propios ojos un legajo o documento en la Real Chancillería de Granada de un pleito interpuesto por Juan Estellés a la hermandad de la Sentencia de Linares por el incumplimiento del pago por su trabajo con la dolorosa y la Magdalena en aquellos años. Un documento que tristemente no fotografió pero que seguramente se encuentre aun en los archivos granadinos esperando que alguien lo muestre al mundo… mientras tanto Ntra. Sra. del Rosario debe seguir considerándose de autor anónimo.
No así el Señor o más bien su divino semblante, por lo menos esa es mi poco cualificada opinión en estos temas, de los que tan solo soy un simple aficionado. Pero creo que este articulo por la fecha de su publicación, por las mas que fiable pluma de su escritor se puede considerar mas que sobradamente cierto y verídico. Invito a los especialistas e historiadores a que den su más cualificada opinión, incluso los tenemos hermanos y todo. No sé que importancia se le da en el campo de la investigación a los datos aportados en revistas o periódicos, pero como ejemplo tenemos las recientes documentaciones de obras decimonónicas de la Semana Santa de Sevilla gracias a la búsqueda en las hemerotecas de la prensa de aquella época, sobre todo de obras de orfebrería, la talla de los pasos y los bordados como puede ser el actual manto de la Estrella de Triana, adjudicado durante décadas a la mano de las hermanas Antúnez y descubierta su autoría por el abogado sevillano Rafael Jiménez Sampedro al taller de Consolación Sánchez mediante la búsqueda, como he dicho en periódicos de la época, en este caso el Diario “El Porvenir” del día 28 de marzo de 1874. Nombrar a Jiménez Sampedro es nombrar unas de las plumas más respetadas en la actualidad dentro del campo de la investigación cofradiera, de hecho es el director de la afamada revista “El Boletín de las Cofradías de Sevilla”.

Gracias al aporte de D. Andrés Padilla Cerón, casi podemos afirmar que fue Juan Bautista Palacios Chirivella el autor del primitivo conjunto escultórico de la hermandad del Prendimiento, que tanto sorprendió a la sociedad local y provinciana de la época de los años veinte del siglo XX y que hoy sigue conservando, esta talla de escuela valenciana aunque remodelada a los cánones neobarrocos sevillanos, una perfecta conjunción que sigue enamorando a tantos y a tantos que se posan a los pies del Dios del Izquierdo por delante por antonomasia en la ciudad de Linares.
…y perdón por la parrafada.


9 comentarios:

sinelabecastulo dijo...

Yo siempre he tenido como autor del Señor del Prendimiento a Juan Bautista Palacios pues obviamente Ortega y Sagrista debió de leerlo en el Archivo Diocesano y no creo que se sacara de la manga el nombre; en cuanto a la autoría de Estellés no tendría que negarse pues también la he escuchado (incluso me suena lo del contrato de la dolorosa que citas) pero parece que nombrar eso en la Hdad es tabú...pues yo no creo que sea de Astorga (al menos nunca de Juan cuyas dolorosas poco o nada tienen que ver con la del Rosario)

JUAN PEDRO dijo...

no es tabu ni nada, solamente que no se tienen datos, todo es el boca a boca y nadie se ha dignado a darles pruebas sobre lo que escribian. aqui hay una.

Victor Ramirez dijo...

Hola A tod@s yo viendo las fotos del romano y la de la Capilla de San Jose,veo demasiado parecido entre ellos fijarse en el labio inferior ojos y sobre todo nariz y puente de la misma,ademas en la foto de la capilla de San Jose el cristo no se parece en nada de nada al actual,ni antes de la restauración de garduño.
Sobradamente conocido que en la contienda civil se quemaron muchas imagenes en Andalucia y no es la primera hdad,que pudiera haberlo hecho,ya que hay magdalenas hoy virgenes y demas.
En mi niñez en la hdad del Rescate escuchaba como contaban los viejos que vestian a los Romanos con ropas de las virgenes para que estas no fueran quemadas....

JUAN PEDRO dijo...

hombre Victor, la verdad que la foto antigua del señor, supongo que sera tras la guerra civil. no se si existe fotografias del rostro del señor antes de la guerra, en esa es donde mas se deberia comparar. pero obviamente, en la foto que muestro si le encuentro muchos paralelimos con la actual mascarilla del señor. aqui te dejo otra entrada donde puse dos paralelismos con esta misma foto y una actual para comprobar hasta donde llego la intervencion de garduño.
http://1.bp.blogspot.com/-jo6W9eVhrxY/TZnkfLov7pI/AAAAAAAADdM/pveRMsTsGE4/s1600/CCI30012011_00001+copia.jpg

http://simplementecapillita.blogspot.com/2011/04/jesus-del-prendimiento-mi-cristo.html

tambien es cierto o eso cuentan los cronistas, que vistieron a las imagenes secundarias con las ropas del señor y la virgen para despistar a los asaltantes.

R. Ríos dijo...

La atribución de la Virgen a Astorga viene de la mano de Garduño. De ser a algún Astorga, sería de Gabriel de Astorga, hijo de Juan, y autor de la Soledad de San Buenaventura, imagen con la que extrañamente muchos dicen encontrarlo parecido (yo ninguno, dicho sea de paso).

Dudo mucho que la Virgen del Rosario sea de los Astorga por diversas cuestiones; lejanía entonces de Sevilla, el alto precio que cobraba Juan, escultor entonces muy reputado, así como la influencia que Granada y el foco levantino ejercían entonces en el mundo artístico de la provincia de Jaén.

Habrá que ir a la Chancillería de Granada a comprobarlo.

Un saludo

JUAN PEDRO dijo...

viendo fotografías anteriores es evidente que la imagen no es de astorga ni de talla sevillana ni de lejos. lo que tiene de astorga es las remodelaciones de las restauraciones emprendidas por garduño.me acabas de recodar que el viernes si Dios quiere vere a alguien al que tengo peguntarle nuevamente por este asunto.

por cierto tu que opinas sobre esta entrada, es evidente que el tal juan bautista palacios es el autor de la mascarilla del señor no?

R. Ríos dijo...

Con total rotundidad, si, debemo afirmar que el autor del Cristo del Prendimiento es el valenciano Juan Bautista Palacios.

Las rasgos morfológicos existentes entre la cabeza del Señor y del centurión romano así lo confirman. Idéntico modelado en la boca, nariz, cuencas de los ojos, etc.

Muy buena investigación sin duda. Un abrazo

JUAN PEDRO dijo...

Joe, hoy mismo he vuelto a releer esta entrada y me encontré que pregunté tu opinión, y vas hoy y la contestas jejej. Un abrazo, y que Aquél que tallo Juan Bautista Palacios Chirivella os eche ese capote que necesitáis.

R. Ríos dijo...

Gracias amigo, ojalá dentro de unos meses nos estemos riendo de todo esto... Un abrazo fuerte

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...