Buscar en el blog

Dijo un tal Jesús de Nazaret...“Quien se ensalza, será humillado, quien se humilla, será ensalzado…” (Mt 23,12)

martes, 26 de octubre de 2010

LA TARDE QUE VISITÉ EL CIELO...DE SAN GIL.


Anoche echándole un vistazo al Facebook di con esta fotografía en el espacio del amigo “Pedrín”. Una instantánea que no había visto antes y que me trae unos gratísimos recuerdos.

Si el otro día le daba la enhorabuena a Arcos por visitar al Dios de Sevilla con un paso en lo alto del lomo yo puedo presumir en mi ego interior como fue la primera vez que visite a la Madre de Dios en Sevilla.

Cuantos sueños cumplí el bendito día que entre en mi hermandad como músico de su banda… no exento de trabajo, desilusiones y sin sabores. Pero acompañados de otras muchas cosas que ahora con el tiempo me sorprendo de haber realizado.

No es merito decir que la banda tocó en MUNARCO dos años consecutivos, cualquiera que esté en el mundo de la bandas sabrá como funcionaba aquello y menos el tocar en capillas de hermandades por qué no es nada nuevo admitir que es difícil que te llamen y busquen para tales eventos. Pero la dirección por aquel entonces no quiso desaprovechar aquellas ocasiones para regalarnos aquellas experiencias y la verdad que acertaron de lleno.

Aquel año, creo que 2004 visitábamos la famosa exposición cofrade en la Ataranzas sevillanas, junto al marco cofrade del Arco del Postigo y justamente enfrente de la capilla del Rosario, sede de la hermandad de las Aguas. Actuación rápida, sin poder ni siquiera ver la muestra y con una actuación “cogida por alfileres” para coger el autobús rumbo al barrio donde un día que nadie sabe acertar a fechar los ángeles bajaron de la gloria la imagen tallada entre brisas celestiales de la Madre de Dios para Sevilla, la Esperanza Macarena.

Era mi primera vez que la veía y qué primera vez… dicen que la fama de la Macarena viene de los tiempos del franquismo, que Queipo de Llano la utilizó como reclamo del régimen, otros que Rodríguez Ojeda cogió una devoción de barrio y la convirtió en el epicentro de una ciudad pero lo que tengo claro que aquella tarde al entrar es su joyero que tiene por basílica, solo una joya relucía sobre el resto y era su mirada… era diferente, parecía que desde lo alto de su camarín te estuviese esperando para mirarte fijamente. Había gente como de costumbre pero el silencio era notorio, el respeto común de una iglesia pero yo creo que es más que todo esto, su presencia ahogaba los sentimientos y solo te dejaba que la mirases, que pienses si es carne o es madera por más lujos que la rodeen.

Allí acudieron los pocos fieles que arrastrábamos intentando escuchar esa marcha que creo que el tiempo está poniendo es su sitio como la obra con más pellizco en la vida de la banda... “Este es mi Cuerpo” que no pudimos interpretar. Aquel año fue algo agobiante, teníamos muchas actuaciones y casi nos presentamos en cuaresma sin poder repasar marchas como esta y esta fue una de las escusas para que aquella tarde no sonara, dejando a los amigos almerienses Agustín y Kiski con las ganas de escucharla.


No recuerdo el programa del breve concierto, seguro que tocamos “Sentencia de Cristo” del maestro Tejera, obra clásica santo y seña de la hermandad en el caminar de su Jesús de la Sentencia y que curiosamente ha recibido más criticas desfavorables por los arreglos que le incluimos.

Una basílica llena, con nuestra gente de nuestra hermandad que nunca faltaron en estos momentos, orgullosos de ver a su banda en estos incomparables eventos, de ver como sus niños paseaban el nombre de su hermandad ante los pies de tan universales devociones. Quizás estas cosas son las que me hicieran pensar en mis tiempos de cornetero que lo mejor que podría coronar el mástil del banderín fuera una reproducción en orfebrería de nuestro Dios Prendido, Soberano de Linares que se paseara en alto y majestuoso, como abarcando al mundo en su humilde apresamiento por Sevilla, Córdoba, Almería, Jerez, Granada, Cádiz, etc, etc,…

Como decía la basílica hasta arriba y encima nos ponían un presentador…pensé; “que lujo de hermandad por Dios, hasta ponen presentador…”. Si no me equivoco ahí fue cuando conocí por primera vez al hermano en Cristo Rafa Ríos que como buen Macareno y “Rosariero” nos tendió su mano ante la Esperanza –seguramente tuviese mucho que ver en que aquella tarde no nos fuéramos de Sevilla sin despedirnos de la Esperanza tal como el dijo en su presentación-.

Allí en el altar, en el costado izquierdo y tapado –que no salgo en ninguna foto- deje mis plegarias musicales junto a mis compañeros en la que una y otra vez me volvía para prendarme de su divina mirada.

Después la hermandad tuvo el gusto de invitarnos a conocer su espectacular museo, el antiguo maravillándonos de su patrimonio artístico, histórico y sentimental y en el que de paso comento que con el actual museo “modernizado” se ha perdido el encanto de visualizar el barco de la Sentencia desde lo alto.

Esta historia también tuvo como protagonista al Gitano agonizante de la Cava Alfarera pero eso lo contare en otro momento…

5 comentarios:

R. Ríos dijo...

Pues te comento. Efectivamente, Quique me llamó solicitándome que le buscase algún sitio donde poder tocar, además de MUNARCO. En principio se pensó en la Capilla de San Andrés, por aquello de la dualidad de advocaciones, pues ya sabes que esa es la sede canónica de la Hermandad de los Panaderos, cuyo misterio también plasma la escena del Prendimiento de Cristo.

Poco después les propuse la posibilidad de la Basílica de la Macarena, que les entusiasmó. Hice las gestiones con la Hermandad, preparé la presentación de la banda, pero, lamentable, el sábado fallecía súbitamente la abuela de mi novia, Pilar Prados, por lo que tuvimos que marchar precipitadamente a Linares.

La presentación la hizo mi hermano Pepo, aunque con el texto que yo redacté.

Espero que te sirvan estos datos aclaratorios. Un abrazo, Rafa

Anónimo dijo...

Lendi, el año que fuimos a la Macarena fué en el 2005, en el 2004 fué en el Cachorro, un saludo.

marques_cdvr

El Llamador Cofrade dijo...

que gran historia, creo que este es uno de los momentos que mas a marcado a esta formación musical, a la vez que lo estaba leyendo me lo estaba imaginando y la verdad es que e sentido un nudo en la garganta al intentar ponerme en tu lugar... daria lo que fuera por sentir un par de segundos lo que tu sentistes al estar junto a tu banda y con ese marco insuperable, un fuerte abrazo compañero

Vicente de Vera dijo...

Lo que yo daría por recuperar las fotos que nos hicimos extra en la basílica y en la capilla del Cachorro... Momentos irrepetibles

Anónimo dijo...

Con motivo del Cuarto Aniversario de su bendición, la Cofradía de Ntro. Padre Jesús Nazareno de Bailén, el próximo martes 16 de noviembre, a las 19´30 de la tarde, trasladará a Ntra. Sra. del Mayor Dolor y Consuelo a la Iglesia de la Encarnación.

Durante los días 17, 18 y 19 de Noviembre, a las 18´30 horas, en la Iglesia de la Encarnación se celebrará un SOLEMNE TRIDUO en honor a NTRA. SRA. DEL MAYOR DOLOR Y CONSUELO.

El día 19 de Noviembre, al finalizar el Triduo, se procederá al Traslado de la imagen a su ermita.

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...